El canal ético, un comodín para diferentes protocolos - ithikios - software de canal de denuncias
El canal ético, una solución comodín

El canal ético, un comodín para diferentes protocolos

Pocas soluciones encontramos en el mercado, que sean necesarias en diferentes escenarios y sean tan desconocidas, en general, como lo es el canal de denuncias/canal ético. Es una pieza imprescindible para dar respuesta a la necesidad de control en diferentes protocolos, pero pocas veces se implementa correctamente.

¿Para qué sirve?

Si todas las personas que interactúan con una organización, actuaran de forma ética, no serviría de nada. Pero la realidad demuestra, que los humanos no siempre actuamos de forma ética y por tanto un canal ético es muy útil. Básicamente sirve para dos cosas:

  1. Demostrar que la empresa tiene un objetivo claro de actuar siempre de forma ética, acorde a sus principios y a la ley. Y a través del canal, facilita a que terceros que observen actitudes incorrectas las comuniquen y así se pueden corregir de forma rápida y diligente. Algún día, no tener canal ético será una prueba de que esa organización no es transparente.
  2. Genera un freno para que aquellos que pudieran actuar de forma ilícita o contraria al código de conducta de la organización. El mero hecho de tener un canal ético, disuade a muchos, que si no existiera podrían plantearse actuar de forma ilícita.

El canal proporciona un mecanismo para facilita la comunicación de hechos ilícitos o qué van contra el código de conducta de la organización. Siempre hay alguien que actuando de forma ética y con principios de integridad comentará aquella situación que no es correcta. Además si el canal es anónimo, pues todavía será más fácil que se comuniquen las actuaciones irregulares. Y estas, pasan en todo tipo de organización, grandes, medianas y hasta pequeñas, de ámbito público o privado.

¿Es obligatorio tener un canal ético?

La respuesta es depende, pero muy pronto la respuesta será sí para multitud de organizaciones. En diciembre de 2021 debería estar traspuesta la directiva europea 2019/1937 que hará obligatorio a las empresas de más de 50 empleados o 10MM euros de facturación disponer de un canal de denuncias. Falta ver como será transpuesta en España la directiva y las posibles sanciones por su incumplimiento.

Pero independientemente de la directiva, el canal ya es necesario por otras normativa / leyes y afecta a diferentes ámbitos y empresas. A continuación enumeramos algunos:

  • Compliance Penal
  • UN 19601 / ISO 37301
  • Protocolo acoso laboral, sexual o por razón de sexo
  • Plane de igualdad
  • La ley de protección de datos
  • Blanqueo de capitales y financiación del terrorismo

Y a partir del 2018, las denuncias en España, pueden ser anónimas y por tanto el correo electrónico deja de ser un canal adecuado como mecanismo de comunicación.

¿Quién debe implantar un canal?

Depende del tipo de negocio, pero muchos ya están obligados a implementarlo.

  • Desde diciembre 2021, empresas de 250 o más empleados o 10MM €. Y en un plazo de 2 años, la empresas de 50 o más empleados.
  • Para el plan de igualdad, desde marzo de 2021 las empresas de más de 100 empleados.
  • Para Blanqueo de capitales y financiación del terrorismo hay muchas empresas que deben implementar el canal interno, como entidades financieras, de seguros, criptomonedas, fundaciones, inmobiliaria/construcción, notarios, registros o abogados entre otros.

Desde ithikios hemos creado un canal de denuncias interno, de fácil implantación dando cobertura a la normativa legal y facilitando la gestión en empresas de diferentes tamaños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.